Personaje típicamente Aguada es este antropomorfo de cabezas múltiples. La figura es grande, cubre casi un metro cuadrado de superficie.

Mirándola con atención descubrimos algo interesante: vemos de repente que las cuatro cabezas en realidad no son exclusivamente tales, ya que las dos superiores conforman
simultáneamente parte derecha e izquierda de una sola cabeza grande.

Se trata de una representación dual, tal como las encontramos a menudo en el arte andino y amazónico, y más que eso: representa sin duda la idea universal delTao, donde la Dualidad se transforma en su integración en una nueva Unidad, tal el caso también por ejemplo del famoso dibujo de la cara de Freud, donde los puritanos ven lo que es, a saber justamente la cara de Freud, mientras que los degenerados principalmente vemos el cuerpo de una mujer desnuda. Ahora, puede ser también que logremos ver las dos cosas al mismo tiempo, y entonces nos hemos transformado sin duda en Iluminados!

inicio seguir