Existen también imágenes gigantescas, ya no realizadas sobre la pared de alguna roca, sino sobre la superficie del suelo mismo, y a estas figuras, creadas sobre laderas de cerros o sobre planicies desérticas las llamamos geoglifos. Su técnica es similar a la de los petroglifos, pero en vez de grabar en profundidad se retiraban simplemente piedras de su lugar
natural en el suelo, dejando en “limpio” de esta manera tanto líneas como también formas completas. También se juntaban piedras, haciendo en esta caso resaltar el dibujo mediante material acumulado.
Las imágenes muestran 2 de los famosos geoglifos de Nazca en Perú los que fueron estudiados y relevados sobre todo por la estudiosa alemana Dra. María Reich.

En el área Nazca se encuentran, aparte de múltiples ilustraciones de figuras de animales, también líneas geométricas, algunas de sorprendente longitud, razón por lo cual los adictos a los extraterrestres, por su puesto los clasificaron de inmediato como pistas de aterrizajes para naves del ultra- cosmos.
Eso, por cierto suena lindo, siempre y cuando que uno presume que estos seres superdotados del universo, necesitarían para aterrizar sus igualmente superdotadas naves, pistas de aterrizaje tan primitivas como las que usamos todavía nosotros para bajar y subir una Cessna o un Airbus.

Francamente pienso, que ellos, los extraterrestres, por lo menos conocerían la tecnología de un Sea-Harrier o de un helicóptero, con

lo que podrían hacer aterrizajes y despegues sobre una taza de sopa, y que con toda seguridad no necesitarían kilómetros de sendas rocosas, para bajar y subir, ni les haría
falta la imagen de una ave o de un mono para saber en que punto de nuestra tierra se encuentran!

inicio seguir